14 de julio de 2011

Placidez.


No recuerdo nada tan sosegado como el sueño de un niño.



5 comentarios:

Belén dijo...

Toda la razón del mundo :)

Besicos

Sergio dijo...

Creo que yo tampoco... y que increíbles deben ser sus sueños.

Edward Gryffindor dijo...

Zzzzzzzz. Zzzzzzzzz ¡Zilenzio! que el niño duerme. Bsitos

Fernando Santos (Chana) dijo...

Espectacular....
Cumprimentos

noe dijo...

Tal vez porque su mirada aún es pura y su imaginación puede volar más fácilmente.