21 de marzo de 2012

Idée fixe.



               Apenas queda nada de la mujer vital que me crió a golpe  de desvelos. Aquel fatídico día, algo imprescindible  debió de romperse en pedacitos; desde entonces,  su mirada de agua parece sumergida en alguna parte, buscando un pecio. Cree que escucha, pero no presta atención. Toda su vida social se reduce en bajar al supermercado, y pasar por el estanco para conseguir su dosis de veneno. Su estado me recuerda  un rompecabezas de colores análogos en los que es fácil confundir el cielo con cachitos de mar. Al cabo de media hora uno acaba pensando "Mañana lo volveré a intentar".  Lo que más me preocupa es que no la he visto llorar, ni siquiera en el sepelio. Temo que un día explote y elija desertar de la vida para reunirse con Él. Aunque estoy convencida de que cuando se queda sola es feliz;  después de mantener el tipo todo el día,  al fin puede descomponerse a gusto venerando su ausencia.  Me cuesta admitir que aquella mujer comprometida,  decidida y moderna, el espejo donde yo miraba mi futuro, se quiebre cada noche envuelta en un manto de melancolía. Su brújula perdió el norte. Pero ella sale todos los días emocionada como una exploradora, rumbo sureste, convencida de que lo reencontrará.


6 comentarios:

Anónimo dijo...

Dicen que la esperanza es lo que te empuja a seguir pero hay veces que mantener la esperanza en algo que no tiene (aparentemente)sentido lo que provoca es una obsesión que en muchos casos lleva a la pérdida de uno mismo.
Ese esfuerzo que hace cada día al despertar es un signo de que "aún" una parte de ella se resigna a "dejarse perder".
Tan sólo necesita un cambio de perspectiva y ojalá encuentre alguna señal que de nuevo la oriente en su camino.

Eva

Sergio DS dijo...

Por suerte ha dejado de llover, siempre pasa, acaba saliendo el sol.

Karras dijo...

Resulta que sigue luchando para que los que la rodean no se vengan abajo. Y a solas se dá el merecidisimo gustazo de derramar las lagrimas que la apetezcan. Solo queda comprenderla y seguir amandola. Un beso y lo siento muchisimo.

La sonrisa de Hiperión dijo...

La foto es estupenda, me ha encantado.

Saludos y buena tarde de domingo.

virgi dijo...

Tienes que tener toda la fuerza del mundo para que sus ideas fijas no te afecten y si acaso, para que la comprendas más y la quieras mucho más.
Me has tocado el corazón, la piel y el alma, querida Vera.
Te abrazo, te abrazo, te abrazo.

karroza- dijo...

Los temporales de la vida, te modelan mucho, lo se por experiencia.
No intentes comprenderla del todo, pero observa su rumbo.
Saludos……